Passivhaus en viviendas de alquiler social: Complejo Goldsmith Street

En vanesaezquerra.com hoy vamos a hablar de “Passivhaus en viviendas de Alquiler Social: El Complejo de Goldsmith Street”.

Ya hemos comentado que el término Passivhaus, que proviene del alemán “casa pasiva” y del inglés “house standard”, es un término acuñado por los profesores Wolfgang Feist (Alemán) y Bo Admason (Sueco) y que se refiere a la construcción de viviendas con niveles reducidos de consumo de energía, calefacción y refrigeración, llegando a niveles tan bajos que se pueden cubrir fácilmente con energías renovables. Es por eso que son consideradas construcciones muy sostenibles.

Las edificaciones certificada como “Passivhaus” presentan una reducción de entre el 70% y 75% en su consumo de energía, reduciendo de esta manera la huella de carbono.

Esto se consigue con uso de un conocimiento muy profundo de las leyes de la física y, la utilización de productos, materiales y equipos específicos que, permiten obtener estos resultados sin que signifiquen costes exageradamente altos en la construcción.

Esta es la razón, por la que vamos a analizar en profundidad, algunos aspectos de este tema y mostraremos algunos ejemplos importantes sobre algunas construcciones con Certificación Passivhaus que existen actualmente.

Passivhaus

 

Relación Coste – Beneficio de las edificaciones “Passivhaus”

Aunque a priori, podemos pensar que las edificaciones con certificación Passivhaus, pueden suponer un sobrecoste muy alto, esta premisa  es totalmente equivocada, dado que un buen diseño, reduce significativamente los costes, y por tanto hace factible aplicar el Passivhaus en viviendas de alquiler social

Se trata de hacer uso de materiales un gran nivel de aislameinto, amigables con el ambiente y de poner mucho énfasis en el diseño de la edificación, teniendo en cuenta aspectos como la ubicación de la misma, la orientación, la colocación de las ventanas y puertas para que permitan maximizar el aprovechamiento de elementos el sol a la hora de calentar la vivienda., y evitar que el aire exterior se infiltre inadecuadamente en nuestro hogar. 

Por eso es que logra una reducción de aproximadamente el 70% del consumo de energía total, es muy atractivo a la hora de considerar el coste del servicio de energía eléctrica de una vivienda. 

 

Passivhaus en viviendas de alquiler social

Tal vez a muchos les parezca que esto es estándar constructivo nuevo, pero resulta que ya lleva con nosotros desde el año 1991. 

Es una nueva tendencia que cada día gana más terreno dentro de la industria de la construcción, por sus ventajas para el usuario y para el medio ambiente. 

Por eso, la empresa constructora Greengauge  ha entregado un ambicioso diseño de M&E, para el nuevo proyecto Goldsmith Street, que se ha convertido en el mayor complejo de viviendas 100% Passivhaus Certificadas y 100% de alquiler social en el Reino Unido.

Ya existen complejos completos construidos bajo el estándar “Passivhaus”. Tal es el caso del Goldsmith Street, que es el mayor proyecto construido bajo los estándares internacionales Passivhaus. Estas construcciones sostenibles, se encuentran en Reino Unido y están formadas por viviendas que son capaces de mantenerse con ahorros energéticos superiores al 70%.  y ahorros del 90% en calefacción. Reduciendo en el mismo orden la factura de consumo de combustible a 200 €/año para una vivienda de 2 dormitorio. De este modo, se facilita mucho a los usuarios que puedan hacer frente al alquiler de sus vivienda. 

 Este plan tardó 10 años en ser completado con un coste final de 14.7 millones de euros y fue creado por los Arquitectos Mikhail Riches y Cathy Hawley. 

El Concejo de Norwich, apostando por el Passivhaus en viviendas de alquiler social,  no ha dudado ni un momento en ser el primero en solicitar el premio “Riba Stirling” para este maravilloso y ecológico proyecto. Premio que fue otorgado por el Institute of Building Architects (RIBA por sus siglas en Ingles), quienes catalogaron este desarrollo conformado por 105 viviendas de una “Obra Maestra”

Este complejo Goldsmith Street también recibió entre otros premios el “Neave Brown”, premio otorgado en honor al arquitecto Estadounidense ya fallecido.

Uno de sus creadores, el Arquitecto Mikhail, preocupado por el cambio climático manifestó que desde que la idea nació hace más de 10 años, son muchas las cosas que han cambiado en nuestro planeta, volviéndose cada día mas extremas y por eso se hace más necesario medir la huella de carbono que dejamos

Es por ello que, el Passivhaus en viviendas de alquiler social,  además de la reducción de consumo, y por tanto las emisiones de CO2 a la atmósfera, se reducen significativamente, también,  se ha tenido en cuenta materiales sostenibles para su construcción como la madera, porque su huella de carbono es 4 veces menor que el hormigón. Esta es una de las razones, por las que todo el sistema estructura  así como los cerramientos de parcela,  se han diseñado con madera. 

 

Otros expertos de talla mundial no han parado de elogiar este proyecto, debido a que aparte de lo que ya hemos descrito, es un desarrollo urbano muy estético. 

Este complejo  está formado por viviendas diseñadas para promocionar espacios atractivos y seguros para los niños, con grandes áreas verdes.

Se han tenido en cuentas detalles minúsculos, que para la mayoría de nosotros serían insignificantes, pero que van sumando pequeños ahorros energéticos y permiten cumplir con los estándares Passivhaus, como es un diseño muy cuidado de la morfología de las fachadas y cubiertas, para lograr el deseado calentamiento gratuito del sol en invierno, Y unos pequeños parasoles en las ventanas con orientación sur, para lograr que no penetre en verano, y genere sobrecalentamiento en esta época del año. 

 

Passivhaus en vivienda de alquiler social

Destalles tan pequeños como la ubicación de los buzones, que están integrados en los porches externos, en lugar de ponerlos en las puertas delanteras, logrando reducir significativamente las corrientes de aire.

Otro detalle muy bien cuidado son los colores de las puertas, llegando a tener 16 colores diferentes, que sumado a que las viviendas no comparten espacios comunes, brindan a los propietarios un alto sentido de pertenencia. La ubicación de puertas y ventanas es otro detalle que permite maximizar el uso adecuado de la iluminación (si quieres saber más sobre esto entra en nuestro post “la luz natural mejora la calidad de vida”.

¿Quieres saber más sobre el Passivhaus?

Sabría que, una vez hayas leído un poco sobre el Passivhaus, querías leer más por eso he escrito este ebook  con todo mi cariño para ti.  Para que sepas de verdad, lo que entraña el Passivhaus bien hecho, y no te pierdas la oportunidad de tener información seria  de la mano de una Certificated Passivahaus Designer, como yo.

ebook Passivhaus

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.