centros históricos

Sostenibilidad de los Cascos Históricos

Los cascos históricos

Los cascos históricos representan los lugares más emblemáticos de las ciudades europeas. Son espacios donde por lo general suele conglomerarse gran cantidad de sitios que resultan atractivos para la población en general… como lugares de interés histórico, grandes centros comerciales y almacenes, instituciones financieras, etc.

Son considerados sitios emblemáticos de la cultura, ya que cuentan con antiguas construcciones, que hoy en día todavía se encuentran en muy buen estado. Una gran parte de ellas lucen diferentes, ya que ha sufrido ciertas modificaciones para ser usadas como viviendas y para realizar actividades comerciales.

Por esta razón, la sostenibilidad en los casos históricos tienen un valor añadido y de ahí la importancia de trabajar en ellos para rescatar su gran valor a través de planes de mantenimiento, recuperación, acondicionamiento y modernización. El objetivo es que sigan teniendo la relevancia histórica, social y cultural que les caracteriza.


¿Puede los casos históricos llegar a ser sostenibles?

Para que se dé la sostenibilidad en los casos históricos será de vital importancia que se cumplan tres factores que lo condicionan y los cuales se detallan a continuación:

El factor social: Es tal la relevancia de los cascos históricos, que no puede ser apreciados ni valorados si no están inmersos los valores y necesidades de la sociedad. El verdadero valor de estos, se lo dan las personas que son sus asiduos visitantes.

Son un lugar de encuentro para compartir conocimientos, gustos, experiencias e intercambiar lazos culturales. De ahí la razón de que sean los sitios más emblemáticos de cualquier ciudad importante del mundo.

El factor económico: Sin lugar a dudas, con el paso de los años los cascos históricos se han transformado en los sitios ideales para que el auge económico se lleve a cabo. Esto tiene que ver con que son los lugares más céntricos de la ciudad, y los más visitados.

Esto, por su puesto ha traído una serie de consecuencias desfavorables como son la corrupción y la especulación de los dueños o propietarios de los grandes establecimientos comerciales, los arrendadores de viviendas y negocios, que han socavado el valor histórico y cultural, debido a las nuevas construcciones que son reemplazadas por las ya existentes.

Todas estas transformaciones y cambios de los cascos históricos en las ciudades han tenido como objetivo el auge económico. También el turismo ha tenido un rol protagonista.

Con la gran demanda de turistas que anualmente visitan estos lugares se pueden obtener altos ingresos para la economía de estos países.

Sin embargo, con el paso del tiempo han sido muchas las edificaciones que han sufrido daños, al igual que toda la infraestructura encargada de suministrar servicios básicos a sus habitantes, como por ejemplo, agua, luz, transporte y que en cierta forma ha mermado la calidad de vida.

Por otro lado, se ha perdido mucho el valor de su arquitectura producto de la ocupación de estos espacios por personas que viven en un total hacinamiento. Esto ha provocado, que los habitantes originales hayan emigrado a otros lugares y que poco a poco se haya perdido la verdadera esencia de los llamados cascos históricos.

Estas dos caras de la realidad han causado por un lado, la desocupación de casas y edificios, que hoy se encuentran en total abandono y a punto de colapsar por la falta de mantenimiento o rehabilitación, mientras que los lugares habitados presentan problemáticas como la sobrepoblación y el deterioro general de las viviendas.

El factor medioambiental: Por supuesto que el medioambiente ha sido afectado de manera tajante en los cascos históricos y esto se debe principalmente a la contaminación creciente por el uso de vehículos, la poca vegetación reinante en los espacios y una población acostumbrada a una vida de bullicio, caos y conductas inadecuadas con respecto al cuidado y preservación de su entorno.

Es importante aclarar que desde su creación, los casos históricos fueron creados con otra visión, que no es la que se refleja hoy día. Trabajar en su recuperación no es tarea fácil por todos los factores anteriormente expuestos, sin embargo, bien vale la pena rescatar estos espacios que vienen a ser la imagen representativa de cualquier ciudad del mundo.

Bueno, espero que te haya gustado este post sobre la Sostenibilidad en los cascos históricos. Y si es así, nos encantará que lo compartas en tus redes sociales.

Muchas gracias a todos por seguirnos.

Hasta pronto!!

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.